SAAS-FEE 4 SEASONS

El original programa Saas-Fee 4 seasons  ha convertido a la preciosa estación de Saas-Fee, conocida con el nombre de la Perla de los Alpes Suizos, en nuestro lugar de destino durante las 4 estaciones del año;  otoño, invierno, primavera y verano.
 
La innovadora experiencia, promovida por la Oficina de Turismo de Saas-Fee y cuatro comercios especializados en el sector de la nieve, ha reunido a Daffi, en Barcelona, Patrick Sport y Tornal Moya, en Madrid, y a nuestras tiendas Euro-Sport, en Bilbao, en un bonito proyecto que ha dado la oportunidad de descubrir Saas-Fee a muy variados grupos de esquiadores.
 
La estación se encuentra enclavada en pleno corazón de los Alpes Suizos, rodeada de 13 montañas de más de 4.000 m de altitud, entre las que destacamos el Dom (4.027m), el Täschhorn(4.491m), el Allalinhorm (4.027m) entre otros. Este conjunto de montañas que se agolpan a lo largo del glaciar, son las que le dan gran parte de su belleza y personalidad.
 
Durante el otoño, más concretamente en el mes de Noviembre, se puede observar nieve a partir de la cota 2.500m, mientras los bosques de más abajo, aún repletos de hojas anaranjadas y ocre, le dan el precioso encanto propio de esa época del año. Se esquía en la parte alta del glaciar de Allalin, desde la cota 3.600m hasta la cota 2.550m, en la zona de Morenia, un desnivel de 1.100m que durante esta época del año pocas estaciones nos pueden ofrecer. Para dar acceso a esta parte de la estación, están en funcionamiento los dos telecabinas del Alpin Express y su metro, un funicular subterráneo que nos lleva hasta el glaciar. Las temperaturas en las cotas altas son bajas, lo que hace que la nieve esté en perfectas condiciones.
 
Los tres días de esquí en Saas-Fee fueron perfectos en todos los aspectos, siempre con sol y con una nieve en perfecto estado.
 
En el mes de enero, ya metidos de lleno en el invierno, el paisaje cambia radicalmente. Las temperaturas son mucho más bajas y todo está cubierto de nieve, los coches eléctricos en el pueblo ya llevan colocadas las ruedas de clavos y el ambiente es completamente invernal. En esta época el desnivel esquiable aumenta considerablemente, extendiéndose desde la cota 3.600m hasta los 1.800m de la base del pueblo. Durante nuestra estancia invernal el tiempo estuvo más revuelto, pero aún así pudimos disfrutar de sus estupendas pistas, muchas de ellas con pendientes considerables. Y, como no todo es esquiar, también tuvimos tiempo de relajarnos en el Spa del Hotel Ferienart http://www.ferienart.ch, donde regularmente nos hospedamos en nuestros viajes a Saas Fee. Es un bonito hotel familiar, situado en el centro del pueblo, del que cabe destacar su cuidada cocina, su buen servicio, sus amplias habitaciones y un excelente servicio de taxi que ponen a tu disposición desde el momento de tu llegada.

Como regalo inesperado, durante nuestra estancia invernal se celebraba en Saas-Fee el Campeonato del Mundo de escalada en hielo, así que tuvimos la oportunidad de asistir al evento y a una espectacular final.
 
Cada estación del año tiene su propio encanto, pero podemos deciros que fue durante la primavera cuando el paisaje nos cautivó y nos fascinó completamente. De camino hacia Saas Fee desde la estación de Visp, empezamos a observar las laderas de las montañas de un color verde intenso, con nuevas hojas brotando en los árboles, todo se convierte en un cuadro de una viveza impactante, incluso la fina capa de nieve recién caída, que nos daba la bienvenida a Saas Fee. Las condiciones climatológicas no eran demasiado buenas aunque ha sido la estación del año más aprovechable de todas. No paró de nevar, aunque con visibilidad, así que pudimos “trastear” un poco fuera de pista, y hacernos desniveles de 1.800m en muchas de las bajadas. Una pista que aún nos faltaba por descubrir, porque que en invierno la encontramos cerrada, era el Platjen (2570m), un trazado de la Copa del Mundo donde el desnivel, la anchura de pista y la diversidad de su pendiente, a primera hora de la mañana y con una fina capa de nieve…¡se nos pusieron los pelos de punta!
 
Aprovechamos cada día de esquí y cada bajada, para luego disfrutar de la variadísima selección de estupendos restaurantes que podemos encontrar en Saas Fee, donde pudimos degustar desde una típica fondue de queso, hasta una raclette en toda regla, pasando por toda clase de platos de la gastronomía local que siempre contribuyen a que la estancia sea inolvidable.
 
Durante nuestra visita primaveral se celebraba en Saas-Fee la Allain Rennen, una competición que celebra su 30 aniversario y que cuenta con una elevada participación en la que podemos encontrar ex-corredores de la Copa del Mundo, corredores en activo, etc. Nosotros tuvimos el privilegio de poder correr la carrera representando al equipo español de Saas-Fee 4 Seasons. Dos días de prueba, en la que nos tocó correr un apasionante descenso, cargado de divertidas anécdotas, competitividad y mucho compañerismo. El próximo año… ¡correremos con esquís de DH!
 
Y llegado el calor del verano en España, las ganas de volver a esquiar brotan como un cosquilleo imparable, cogemos las maletas, metemos el bikini, la ropa de montaña, la de bici, y volvemos a volar rumbo Ginebra con Swiss Air. Tras el habitual viaje en tren hasta la estación de Vist, pasando por Lausana, llegamos de nuevo a Saas-Fee. Todo ha vuelto a cambiar, y el paisaje es ahora aún más espectacular… Las casas oscuras de madera están repletas de geranios y el verde de las laderas adquiere un tono intensísimo… en Suiza llueve a menudo, y lo bueno que tiene es que a 3500m suele ser nieve. El glaciar adquiere un tono un poco más grisáceo, y encontramos la nieve bastante dura por la mañana, aunque transformándose a húmeda por la tarde. El horario de esquí es desde las 8h hasta las 13h, y el ambiente que se respira en verano claramente lo marcan los equipos nacionales que acuden al glaciar a entrenar y los cientos de niños que, guiados por sus entrenadores, están empezando su nueva temporada.
 
La temperatura es muy variable, en el glaciar podemos encontrarnos a 0 grados y en la base del pueblo (1.800m) a unos 22º. Es divertido acabar de esquiar y pasearse junto a los veraneantes vestidos con chanclas y pantalón corto. En la calle se vive un divertido contraste entre los amantes de la bici de montaña, los snowboarders, los corredores, los freeskiers y los turistas, dando un ambiente muy animado al pequeño pueblo de Saas-Fee. Las actividades durante la época estival son muy variadas: trekking, paseos en bici, tirolinas, descenso de barrancos, etc. Como recomendación personal, hay una actividad que no os podéis perder, la ruta GorgeAlpine. Hay que reservar anticipadamente. (info@bergfuehrerbuero.ch).
Se trata de una impresionante ruta nocturna desde Saas Fee hasta Saas-Grund, a través de vías ferratas, tirolinas y un montón de sorpresas que te puedes encontrar a lo largo del recorrido. Siempre acompañados por guías de montaña y provistos de un completo equipo de seguridad y frontal. Es una actividad superdivertida, que se puede realizar también durante el día, pero recomendamos realizarla por la noche, ya que la emoción es más intensa.
 
Durante el verano el snowpark es trasladado a la cota 3.500m en el glaciar de Allalin, donde los pros y amateurs comparten un espacio de dimensiones olímpicas repleto de módulos.
 
En definitiva, después de las cuatro estaciones que hemos podido vivir en Saas Fee, podemos afirmar que cada una tiene su encanto y que no hay dos iguales, pero todas cuentan con un elemento común: la nieve asegurada. Para finalizar queremos dar las gracias a Suiza Turismo y a Swiss por haber hecho posible esta iniciativa, a Turismo de Saas-Fee y al Hotel Ferienart por su hospitalidad, y a Raúl Revuelta, responsable del programa Saas-Fee 4 Seasons, por preocuparse de que en cada viaje no falte un sólo detalle. ¡Gracias a todos!

Texto: Sofía Rodrigo
Fotografías: Sofía Rodrigo
Fotografías Acción: Txema Trull

¡Gana un fantástico viaje a Saas-Fee 4 seasons del 17 al 21 de abril! info: http://www.skiamosmagazine.com/noticias/gana-un-espectucular-viaje-a-los-alpes-suizos/

About admin