Cuando cae la noche, la actividad continúa en la estación de Vallnord

Cuando termina la jornada en Vallnord, la estación no descansa y propone emocionantes actividades nocturnas en contacto con la naturaleza. El descenso con antorchas en Arinsal quiere convertirse en un referente semanal en el dominio esquiable de Vallnord, pero también se puede pasear en motos de nieve por el sector Arcalís o probar las inmersiones bajo el hielo por la noche en el embalse de la Canaleta.

Los paseos en motos de nieve son una de las atracciones de la estación de esquí de Vallnord, pero pocos deciden explorar la montaña en horario nocturno. El escenario cambia durante la penumbra y ofrece una visión mágica del entorno natural. Y, con un poco de suerte, se pueden reconocer animales autóctonos que pernoctan por el dominio.

Pero sin duda, una de las actividades más sorprendentes de esta temporada son las inmersiones bajo el hielo nocturnas. El embalse de La Canaleta (Arcalís) es el lugar para sumergirse en las gélidas aguas y descubrir qué se esconde bajo el hielo. Puesto que Diving Vallnord dispone de un sistema de focos para iluminar el estanque, no es necesario utilizar linterna bajo el agua para reconocer el origen glacial de los Valls del Nord.

ESQUIAR BAJO LAS ESTRELLAS
Y para cerrar la jornada, qué mejor que degustar una fondue o una raclette a 2.200 metros de altura en el restaurante Cheese’s Art de la Coma de Arcalís. La estación de Vallnord ofrece la posibilidad de trasladar a los comensales en ratrac (vehículo que sirve para allanar la nieve en las pistas) o en un vehiculo especial, el Gica-Fer, y vivir así una auténtica aventura bajo las estrellas.

No obstante, y después de la cena, también se puede descender hasta la zona del Hortell esquiando en plena noche. La sensación de noche es única y permite descubrir rincones de gran belleza como el túnel del Port Rat. Ésta debía ser la vía de comunicación entre Andorra y Francia, pero no prosiguió adelante el proyecto y ahora se ha convertido en uno de los rincones más mágicos de la estación. Una cueva donde convergen estalactitas y estalagmitas.

DESCENSO CON ANTORCHAS
Otra de las actividades más divertidas es el descenso con antorchas en la pista de debutantes del sector Arinsal. Todos los miércoles, a partir de las 17 horas, los monitores ofrecen un espectáculo único que tiene como misión realizar un descenso conjunto alumbrado sólo por antorchas.

La jornada se completa con una festiva velada que incluye actividades en la nieve, cena y música en directo a cargo de los discjockeys de Andorra Sound Project, y todo por tan sólo 24 euros. Además, el regreso al municipio de Arinsal se realiza en telecabina. Una buena oportunidad para descubrir el pueblo de Arinsal en plena noche.

Para más info. www.vallnord.com

About admin